jueves, 22 de febrero de 2018

Tirando piedras con techo de vidrio


Rafael Carela Ramos
Bueno, a la Administración Trump no le gusta el Sistema Electoral Cuba. Nunca argumentan en detalles por qué, sólo dicen que no es democrático.
Sabemos que las elecciones cubanas no son pefectas, como tampoco creo que haya alguna en este mundo que marcha de cabeza; pero al menos no está permitida la politiquería, ni la compra de votos, ni las ofensas entre candidatos, ni las empresas "donan" un centavo a favor de determinado aspirante.
En Cuba proponen sus candidatos y votan de manera voluntaria y secreta, los electores de las comunidades, sobre la base del mérito, la honestidad y la voluntad de hacer, además de que, por ejemplo, la transparencia del conteo de votos, que es público, acto al cual puede asistir todo el que quiera, y gana las elecciones el que más sufragio obtenga.
A Trump, otro ejemplo entre muchos, que ganó las elecciones sacando menos votos populares que la Clinton, la Asociación del Rifle le "donó" 30 millones de pesos para su campaña electoral, porque allá gana el que más dinero tenga.
Caramba, es como tirar piedras al vecino, teniendo el techo de vidrio

lunes, 19 de febrero de 2018

La Doctrina Monroe no tiene cabida entre nosotros



Rafael Carela Ramos    

El secretario de Estado norteamericano  Rex Tillerson, en el inicio de su reciente viaje por varios países de América Latina, hizo declaraciones injerencistas que instigan al derrocamiento del gobierno legítimo de Venezuela; intentó socavar el rechazo de la comunidad internacional a las medidas del endurecimiento del bloqueo de USA contra Cuba;  y ponderó la Doctrina Monroe, enfatizando que “ es hoy tan relevante como cuando se escribió”, hecho que constituye un nuevo atropello contra la región,  lo cual ha despertado la alerta y el repudio de nuestros pueblos.

La Doctrina Monroe, según las fuentes consultadas, que se sintetiza en la frase «América para los americanos», fue elaborada por John Quincy Adams, y presentada al Congreso por el entonces presidente James Monroe, el 2 de diciembre del  año 1823. Establecía el documento que cualquier intervención de los europeos en América sería vista como un acto de agresión que requeriría la intervención de Estados Unidos.

En realidad, “América para los americanos” quiere decir América para Estados Unidos, que considera a Latinoamérica como su patio trasero.

A lo largo de la historia, se ha demostrado que esa Doctrina  ha sido utilizada para justificar las numerosas intervenciones militares contra Latinoamérica, y el apoyo y financiamiento a golpes de Estado  contra gobiernos legítimamente elegidos por su pueblo, pero que no fueron ni son del agrado de los intereses estadounidenses.

La relación de estas agresiones es larguísima, pues de una forma u otra, comenzó con México en 1846, siguiéndole en orden, Nicaragua, 1855; Cuba, 1901; Dominicana, 1904; Panamá, 1908;  Nicaragua, 1912; Haití, 1915; Dominicana, 1916; Honduras, 1924; Panamá, 1925; Nicaragua, 1933, Guatemala, 1954; Dominicana, 1965; Granada, 1983; Panamá, 1989.

De misma forma, apoyó y financió los golpes de Estado o invasión, en  Cuba, 1952; Ecuador, 1961; Dominicana, 1963; Brasil, 1964; Uruguay y Chile, 1973; Venezuela, 2002, entre otros; y la derrotada invasión por Playa Girón, Cuba, en 1961, todo lo cual ha costado cientos de miles de muertos.

Estas acciones  no fueron para defender a estos países de intervenciones europeas, sino con el propósito de apropiarse de recursos estratégicos, el control territorial o  para la expansión  del modelo económico neoliberal.

Ahora, el recetario Tilleson, en concordancia con las indicaciones de su jefe el presidente Donald Trump, pretende revivir la  Doctrina Monroe, empezando por el derrocamiento del legítimo gobierno bolivariano, con la complicidad de algunos  gobiernos de países afines, y en el caso de Cuba, entre otras medidas, con la creación de una Fuerza de Tarea en Internet, con el objetivo de subvertir el orden interno en la isla, olvidando que aventuras anteriores, como el caso de los proyectos contrarrevolucionarios ZunZuneo, Piramideo y Commotion, en 2014, además de las mal llamadas Radio y TV Martí, fracasados ruidosamente.

Y quiero concluir citando un párrafo de la declaración que al respecto, diera a conocer al Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba: “Es obvio y lamentable que ni el Presidente de Estados Unidos ni su Secretario de Estado conocen  a América Latina y el Caribe. El nuestro ha sido un continente sometido al dominio humillante de EE.UU., interesado sólo en extraer sus recursos en una relación desigual. Pero Nuestra América ha despertado y ya no será tan fácil doblegarla”.   

            







































































viernes, 2 de febrero de 2018

Frase para un buen fin de semana

"Las injurias son las razones de los que tienen culpa", Anónimo.

Un instrumento de la guerra económica contra Cuba

Rafael Carela Ramos El 7 de febrero de 1962, hace ahora 56 años, mediante la Proclama Presidencial 3347 del entonces presidente de Estados Unidos, John F Kennedy, se instauró oficialmente el bloqueo económico, comercial y financiero de EE.UU. contra Cuba. El propósito de esta injusta medida, Como expresara en un memorando el subsecretario de Estado, Lester Mallory, en 1960, tiene el propósito de crear “hambre, desesperación y sufrimiento para provocar el derrocamiento del Gobierno revolucionario”. Historiadores y especialistas sobre este tema señalan que desde la Conferencia Naval de Londres, de 1909, es un principio aceptado en el Derecho Internacional que “el bloqueo es un acto de guerra", y siendo así, sólo es posible su empleo entre los beligerantes, que no es el caso. No existe, nada que justifique el llamado "bloqueo pacífico", el cual fue práctica de las potencias coloniales del siglo XIX y del principio del pasado siglo. De acuerdo con el informe presentado por Cuba en la Asamblea General de Naciones Unidas, el mes de octubre del pasado año, desde la instauración del bloqueo hasta esa fecha, el monto de las afectaciones al país ascienden a 130 178,6 millones de dólares a precios corrientes, y si tenemos en cuenta la depreciación actual del dólar frente al valor del oro en el mercado internacional, la cifra es de 822 280 millones de dólares. Aunque esta medida afecta a todos los sectores de la sociedad cubana, el de la Salud resalta por el hecho de que el bloqueo dificulta, por ejemplo, la cura de niños que padecen enfermedades, sobre todo, las oncológicas, un hecho de por sí inhumano y violatorio de los derechos humanos de la niñez cubana. En los últimos tiempos, esta medida se ha venido implementando especialmente contra las empresas y bancos internacionales que han tenido alguna relación con Cuba, a los cuales les han sido aplicadas severas multas, lo que justamente provoca temores de sanciones en estas entidades. A lo anterior se le suma ahora que la actual administración Trump ha tomado medidas como la salida de 17 funcionarios de la Embajada de Cuba en Washington, con el pretexto de un supuesto “ataque acústico” contra sus diplomáticos en Cuba, y ordenar el regreso de prácticamente todo su personal en la Embajada de EE.UU. aquí, lo que ha creado una situación muy complicada, en cuanto a los viajes de intercambios pueblo a pueblo o de reencuentro familiar para nuestra población, la emigración cubana allá y el pueblo estadounidense en general. Como señaló Josefina Vidal, directora general de Estados Unidos de la Cancillería cubana al especto, “meses de investigaciones exhaustivas ha n demostrado que no ha existido ataque alguno”, e incluso, un reporte del norteamericano FBI afirma que después de llevar a cabo varias pruebas en el terreno, no existen evidencias de que se hayan perpetrado “ataques acústicos” contra diplomáticos estadounidenses en La Habana. Además, la semana anterior, el Departamento de Estado creó una Fuerza de Tarea en Internet, integrada por funcionarios gubernamentales y no gubernamentales, destinado a promover la subversión contra este país. Dijo un comunicado de ese Departamento que el objetivo del grupo es “promover un flujo libre y no regulado de información en Cuba”. Lo que dejaría la puerta abierta para la divulgación de todo tipo de mentiras, falsedades y campañas anticubanas. Como se conoce, no es la primera ni la última medida que el imperialismo instrumenta contra la isla, en el marco del bloqueo o como parte de la guerra económica que llevan a cabo desde hace más de 56 años; pero, como siempre, se estrellará contra la inteligencia, la firmeza y la decisión del pueblo cubano de continuar construyendo una sociedad más justa, humana y sostenible para todos.

miércoles, 31 de enero de 2018

Hatuey: primer rebelde de América

Rafael Carela Ramos El cacique taíno Hatuey, originario de la región de Guahabá, en la Española, hoy República Dominicana y Haití, es considerado por unos historiadores como el primer rebelde de América y por otros como el primer jefe que luchó por la libertad de Cuba. Cuentan que Hatuey encabezó una rebelión contra los conquistadores españoles en su comarca. Al comprender lo inútil de su resistencia, se vio obligado a emigrar hacia Cuba, en unión de un grupo de sus seguidores. Así, llegaron a la región de Maisí en canoas, para asentarse en la desembocadura del río Toa. A la llegada de los españoles, desembarcados en 1510 por esa región, convocó a la población aborigen y la incitó a la guerra hasta alcanzar expulsión de los invasores, pero no logró el apoyo de los caciques locales, aunque esta vez, con mayor experiencia, llevó a cabo una táctica distinta a su accionar en La Española, con el empleo de emboscadas y acciones sorpresivas. Hatuey ordenó a sus hombres que se dividiesen en pequeños grupos y comenzasen a atacar a los españoles por sorpresa, valiéndose de palos, piedras y flechas. Pero los españoles, dirigidos por Diego Velázquez, que conocía las tácticas de los indios, se dedicaron a erradicar poco a poco a cada uno de los grupos rebeldes apoyándose en una abrumadora superioridad tecnológica (perros rastreadores, armas de fuego, ballestas y corazas). De este modo, paulatinamente, fueron erradicados los grupos rebeldes, hasta que mediante la delación de unos prisioneros lograron aprehender a Hatuey. Una vez capturado, según se narra en varias fuentes, Velázquez lo condenó a morir en la hoguera, por hereje y rebelde. La versión más aceptada en la actualidad es que la quema de Hatuey se llevó a cabo en alguna zona de la actual provincia de Granma. En Yara existe un monumento con la figura del cacique, que inicialmente se pensaba que había sido quemado en Baracoa. Se cuenta que antes de ser quemado el 2 de febrero de 1512, uno de los religiosos españoles que acompañaban a la tropa, le preguntó si quería aceptar a Jesús e ir al cielo. Fray Bartolomé de las Casas narró en uno de sus escritos que el líder taíno preguntó si los españoles iban al cielo. Ante la respuesta afirmativa, dijo que entonces él no quería ir allí para no tener que volver a ver a gente tan cruel. El ejemplo de Hatuey es hoy una rica fuente en la que pueden beber todos los que aspiran a la libertad y soberanía de su pueblo, y luchan por un mundo mejor, donde prevalezca la justicia y la solidaridad humana.

martes, 23 de enero de 2018

Donald Trump:Un año de incertidumbres y confrontaciones

Rafael Carela Ramos Donald Trump cumplió el fin de semana un año de haber asumido la presidencia de Estados Unidos, luego de ganar las elecciones en ese país, no por el voto popular, sino por el de los colegios electorales. Ha sido un período de permanentes desencuentros, incertidumbres, amenazas y confrontaciones, dentro y fuera de ese país, a tal punto que hasta el Papa ha expresado su preocupación de que con ello, y mucho más, se esté desarrollando de manera paulatina y fragmentada, la tercera guerra mundial. Desde que ocupó la Casa Blanca, Trump dio señales de que el asunto no era sólo de palabras, y empezó a tomar decisiones como desmantelar el sistema de salud instaurado por el anterior presidente, conocido por Obamacare, aunque no ha logrado remplazarlo por otro mejor. En su camino hacia lo que no sea América Primero, amenazó con eliminar el Tratado de libre Comercio que involucra a México y Canadá, porque dijo que no beneficia a EE.UU., y en un gesto de suprema prepotencia, aseguró que construiría un muro fronterizo para detener a los migrantes, y que los mexicanos tendrían que pagarlo. Para alarma de los ambientalistas, levantó las restricciones sobre la producción de esquisto, petróleo, gas natural y gas limpio de las reservas energéticas de USA, acciones consideradas muy contaminantes, que además afectan las tierras de los pueblos originarios de allí. Quizás, por eso, anunció la salida de Estados Unidos de los Acuerdos de Paris sobre el Cambio Climático, y para no quedarse ahí, decidió la retirada del Acuerdo Transpacífico, la retirada de la Unesco, y sin ningún miramiento, recortó el financiamiento de la ONU para los refugiados, hechos que han sido reflejados por las agencias internacionales de prensa y los medios nacionales cubanos. Ni corto ni perezoso, el Presidente norteamericano ha manifestado la posibilidad de acciones militares contra Venezuela por el hecho de que los bolivarianos están decididos a labrar su propio destino, y más allá de este continente, en medio de las tensiones de la Península Coreana, amenazó a Corea del Norte con barrerlo de la faz de la tierra. Además, aumentó sus tropas en Irak y Afganistán, e incrementó sus bombardeos indiscrimados y las acciones militares en Siria, con el propósito de proteger a los grupos armados que intentan derrocar a su legítimo presidente Bashar al Assad, y decidió trasladar la embajada de USA de Tel Aviv a Jerusalén, hecho que ha provocado la agudización del enfrenamiento con los palestinos. Más recientemente, calificó de “países de mierda” a El Salvador, Haití y naciones africanas, expresión rechazada por la comunidad internacional, e incluso nos llegó la información de que un grupo de congresistas demócratas presentó una moción de censura contra el presidente por sus irrespetuosos comentarios, aunque tal vez esto no prospere, por la existencia de una mayoría republicana en el Congreso estadounidense. No puedo dejar pasar por alto, por último, que ahora en la nueva Estrategia Nacional de Defensa Rusia y China han sido declaradas enemigos potenciales priorizados de Estados Unidos, y habrá que ver puede significar esto en el futuro. Lo cierto es que, seguramente, este 2018 estará preñado de iguales incertidumbres y peligros para la paz y la seguridad internacionales, bajo la espada no de Damocles, sino de Trump, que da la sensación de haberse formado para llevar a la humanidad a la confrontación definitiva.